The Objective
Publicidad
Sociedad

Un nuevo mapa genético con 290 variantes abre la puerta a predecir la llegada de la menopausia

Un nuevo mapa genético con 290 variantes abre la puerta a predecir la llegada de la menopausia

National Cancer Institute | Unsplash

Un equipo científico de más de 180 instituciones ha identificado 290 variantes genéticas que influyen en la menopausia y en la vida reproductiva de la mujer. Este mapa genético -56 de estas variantes ya se habían identificado con anterioridad- se publica en la revista Nature y ahonda sustancialmente en el conocimiento sobre el proceso reproductivo, según sus responsables.

Por qué es importante: este descubrimiento abre la puerta a predecir mejor qué mujeres podrían llegar antes a la menopausia. Además, el estudio puede servir de base para futuras investigaciones sobre nuevos enfoques terapéuticos que valgan para los tratamientos de infertilidad y para prevenir enfermedades, resume la revista.

El equipo científico está codirigido por investigadores de las universidades británicas de Exeter y de Cambridge, la Universidad de Copenhague y la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB).

A pesar de que la esperanza de vida ha aumentado drásticamente en los últimos 150 años, la edad a la que la mayoría de mujeres pasa por la menopausia se ha mantenido más o menos constante, de media en torno a los 50 años, recuerdan sendas notas de la UAB y Exeter.

Las mujeres nacen con todos los óvulos que tendrán a lo largo de su vida y estos se van perdiendo progresivamente con la edad, lo que se conoce como envejecimiento reproductivo. Así, la menopausia se produce una vez han desaparecido la mayoría de estos óvulos, a pesar de que la fertilidad natural disminuye sustancialmente antes.

Pese a que este conocimiento es fundamental también para un envejecimiento saludable -la aparición de la menopausia podría aumentar el riego a padecer enfermedades óseas o diabetes de tipo 2- el envejecimiento reproductivo ha sido difícil de estudiar y los detalles sobre la biología subyacente son aún bastante limitados.

Para avanzar en este campo, los científicos analizaron datos, de distintas bases genéticas, de más de medio millón de mujeres en las que la menopausia se produjo entre los 40 y 60 años. La mayoría eran de ascendencia europea, pero también se incluyó a casi 80.000 de ascendencia asiática oriental, con resultados parecidos. El examen de unos 13,1 millones de variantes genéticas permitió identificar 290 vinculadas al envejecimiento ovárico, de las que muchas están relacionadas con procesos de reparación del ADN.

Los investigadores también evaluaron el impacto sobre la salud de una menopausia anterior o posterior. Encontraron que una menopausia adelantada aumenta el riesgo de diabetes tipo 2 y está relacionada con una peor salud ósea y un mayor riesgo de fracturas, pero disminuye el riesgo de algunos tipos de cáncer, como el de ovario y el de mama.

«Esta investigación es increíblemente apasionante», subraya John Perry, de la Universidad de Cambridge, quien concluye: a pesar de que aún queda mucho camino por recorrer, «ahora sabemos más sobre los mecanismos que regulan el envejecimiento reproductivo en las mujeres», lo que ayudará a evitar algunos problemas de salud.

Envía el primer comentario
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D