The Objective
Publicidad
Lifestyle

Los 5 activos cosméticos que no debes usar en verano (o cómo adaptarlos a tu nueva rutina)

El calor y los rayos solares pueden ser el peor enemigo de algunos de los productos que utilizas en tu rutina beauty y producir efectos nocivos para tu piel

Los 5 activos cosméticos que no debes usar en verano (o cómo adaptarlos a tu nueva rutina)

Durante el verano debemos de evitar los activos que sean sensibles al sol o al calor | Cocora Shop

En este punto del año, los rayos del sol empiezan a ser más fuertes y para la piel puede llegar a suponer un gran inconveniente. No solo hablamos de los problemas que provocan de por sí los rayos UV y que hace necesario que reforcemos el uso de protectores solares. También hay que hacer mención a que el sol puede tener consecuencias en algunos de los activos que forman parte de tus cosméticos alterándolos al producir una fotosensibilidad.

Durante los próximos meses, las temperaturas van a subir y eso tiene consecuencias en la conservación de tus cosméticos favoritos. Conservar correctamente los productos es esencial para que no pierdan eficacia y evitar el riesgo de consecuencias como irritaciones en la piel. Algunos activos son especialmente sensibles a las altas temperaturas y podrían degradarse si no tenemos en cuenta algunos aspectos.

Igual que cambiamos nuestra forma de vestir a lo largo del año conforme llegan las distintas estaciones, nuestra forma de cuidarnos también requiere que vayamos adaptándonos a los diferentes meses. Tu piel no requiere los mismos cuidados a lo largo de todo el año, así que debes de tener en cuenta qué cosméticos debes de dejar aparcados hasta que llegue el otoño.

Desde THE OBJECTIVE te vamos a dar las claves para que sepas qué tipos de activos debes de dejar de usar, o reducir su consumo, durante los meses de verano. Pon en alerta tu tocador para adaptarlo a la llegada del calor y podrás adaptar tu rutina beauty con las mejores alternativas disponibles.

Los cinco activos que no debes usar en verano

Para conocer los activos prohibidos durante el verano, nada mejor que contar con voces expertas en la materia que nos aconsejen cómo debemos de adaptar su uso durante las próximas semanas. Belén Acero es licenciada en Farmacia y toda una apasionada de la dermocosmética. Desde 2014 es titular de la Farmacia Avenida América en Madrid, que se ha convertido en referente tanto por su oferta de productos para el cuidado de la piel y el cabello, como por su forma de atender y asesorar a sus clientes.

Farmacéutica aconsejando a una clienta (fuente: Freepik/prostooleh)
Farmacéutica aconsejando a una clienta (fuente: Freepik/prostooleh)

Pero como todos sabemos, nada mejor que tener una segunda opinión. Por ello también contamos con la Dra. Elena Moreno Luna, médico estético de Clínica FEMM. Ella nos adelanta que la mayoría de los principios activos que utilizamos en belleza pueden seguir utilizándose durante el verano, lo que debemos hacer es cambiar la forma de usarlos para adaptarlos a las altas temperaturas.

Si ya estas usando estos activos en algunos de tus tratamientos, lo aconsejable es no suspenderlo sino utilizarlos en concentraciones más pequeñas. Y, si por el contrario, vamos a empezar un proceso nuevo en el que estos componentes están presentes, lo más recomendable es que lo dejemos para después de los meses de verano.

1) Retinol

El retinol es un activo cosmético derivado de la vitamina A. Los estudios clínicos han demostrado que tiene un gran poder antienvejecimiento. Además de para luchar contra la edad, también se usa para pieles con tendencia al acné o para reducir el aspecto de las manchas de la piel.

Su concentración va a depender mucho de su tolerabilidad. «A mayor concentración, mayores posibilidades de provocar rojeces, sequedad o irritación en la piel», asegura Belén Acero. Por eso, es necesario introducirlo en nuestra rutina de belleza de forma progresiva. Si tu piel ya está acostumbrada a este componente, puedes seguir usándolo sin problemas durante todo el verano.

Retinol en escualano de la firma Beauty Drops (PVP: 6.95€)
Retinol en escualano de la firma Beauty Drops (PVP: 6.95€)

Si vas a utilizar este activo durante el verano, ten en cuenta que siempre deberás de acompañarlo de un protector solar con un SPF50+ que deberás de ir renovando conforme va pasando el día para estar siempre perfectamente protegido. La doctora Moreno Luna también nos recomienda utilizar el retinol en unas concentraciones más bajas de las habituales e incluirlo en los cuidados nocturnos para prevenir que le dé el sol. 

Si por el contrario, eres novato y tu piel aún no ha probado los beneficios del retinol, lo aconsejable es aplaces su aplicación hasta después del verano. Puede producir episodios de irritación y no es conveniente que nos dé el sol sobre una piel irritada porque podría tener consecuencias como la aparición de manchas.

2) Ácido retinoico

El ácido retinoico, también conocido como tretinoína, es un medicamento y, por este motivo, siempre tiene que estar prescrito por un médico. Se trata de un activo con gran eficacia contra el fotoenvejecimiento y también se usa para tratar el acné y la hiperpigmentación cutánea.

Su tolerancia al verano es aún peor que la del retinol, pudiendo producir efectos adversos como la irritación, el enrojecimiento e incluso la descamación de la piel. «Respecto al uso en verano, consultaría con el dermatólogo si seguir utilizándolo o discontinuar su uso», recomienda la farmacéutica.

3) Ácido salicílico

El ácido salicílico no resulta extraño para aquellas personas con la piel grasa y con tendencia a sufrir episodios de acné. Se trata de un componente que exfolia y limpia en profundidad la piel mientras que regula la producción de sebo. Al realizar esta profunda exfoliación, la piel quedará más expuesta a los rayos solares.

Parches para espinillas con ácido salicílico de la firma Acnemy (PVP: 12.95€)
Parches para espinillas con ácido salicílico de la firma Acnemy (PVP: 12.95€)

Si tu piel está acostumbrada a usar este activo, puedes seguir aplicándolo en verano, pero siempre en horario nocturno y utilizando un protector solar cada día con una alta protección. De nuevo, si tienes fichado este ácido para incluirlo en tus cuidados, lo mejor es esperar hasta septiembre. Si tu piel es muy resistente, lo normal es que no tengas ningún contratiempo… pero más vale prevenir.

4) Ácido glicólico

El ácido glicólico es un alfahidroxiácido cuyo peligro no está en que sea fototosensibilizante, sí  no en que puede dejar la piel demasiado expuesta a los rayos UV. Es un activo que realiza una acción exfoliante, consiguiendo una renovación celular y mejorando así líneas de expresión, arrugas, poros dilatados o manchas. Como en el caso del retinol, su acción es más potente conforme aumenta la concentración, pero esto también repercute en su tolerancia.

En verano es preferible usarlo en concentraciones más bajas e incluso dejar de usarlo hasta septiembre si vamos a estar muy expuestos a los rayos UV, como por ejemplo si vamos a visitar la playa en vacaciones. En caso contrario, si vas a quedarte en tu ciudad y no exponerte mucho, y además tu piel ya está acostumbrada a utilizarlo, no tienes problema en seguir manteniéndolo en tus cuidados.

Ácido glicólico de la firma Collistar (PVP: 45€)
Ácido glicólico de la firma Collistar (PVP: 45€)

Desde Clínicas Femm nos recuerdan que este ácido no es fotosensibilizante, así que no tenemos que temer por la aparición de manchas pero, «al producirse una renovación celular, la piel queda más expuesta a la radiación solar», advierte la especialista. Si vas a seguir usándolo en verano, nunca olvides aplicar a diario fotoprotección de amplio espectro y reaplicarlo cada dos horas.

5) Vitamina C

Con la vitamina C todo son ventajas. Es el antioxidante más potente y nos protege de los efectos nocivos de los rayos solares o la contaminación. Además, estimula la síntesis de colágeno y elastina, que son las responsables de la firmeza de la piel, y es inhibidora de la tirosinasa, que participa en el proceso de pigmentación de la piel.

La vitamina C pura es un activo fotosensible, es decir, en contacto con la luz solar se oxida. Pero, si la usamos en su versión estabilizada, es más resistente a la radiación solar. Durante el verano, es aconsejable seguir usándola por la mañana acompañada de fotoprotección. De esta manera, nuestra piel tendrá una mayor defensa contra los daños de los rayos UV. 

Tratamiento Skin Sculp basado en la Vitamina C de la firma All Sins (PVP: 150€)
Tratamiento Skin Sculp basado en la Vitamina C de la firma All Sins (PVP: 150€)

Si nunca has usado vitamina C, es mejor que sepas que, en ciertas pieles y a ciertas concentraciones, puede provocar irritaciones. Por ello, «es mejor no introducirla en la rutina en verano y esperar hasta septiembre», recomienda la farmacéutica Belén Acero.

En contra de lo que se cree, la vitamina C no produce manchas en la piel. Lo que ocurre es que se oxida por la luz solar y,  «si se acumula en una piel con el poro más dilatado, como puede ser una piel grasa, aporta ese aspecto de piel sucia», asegura la doctora Moreno Luna.

Ahora ha llegado el momento de revisar todos tus cosméticos y comprobar si contienen alguno de estos elementos peligrosos para el verano. Déjate asesorar por los expertos y adapta tus cuidados a la temporada más calurosa.

Envía el primer comentario
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D