The Objective
Publicidad
España

Yolanda Díaz recicla a exbarones de Errejón para desarrollar su plataforma

La ministra de Trabajo olvida la regeneración democrática y se apoya en los ‘fontaneros’ errejonistas para buscar apoyos y organizar los actos de su gira

Yolanda Díaz recicla a exbarones de Errejón para desarrollar su plataforma

Hay que asumir que la ruptura entre Podemos y Yolanda Díaz será muy difícil de resolver. Exbarones y cargos destacados de las filas errejonistas se han volcado en la construcción de Sumar, la nueva plataforma de la política gallega. Tal y como ha sido desvelado por este diario, Díaz experimenta dificultades a la ahora de desembarcar en los territorios que no sean Galicia y Madrid. Y se ha entregado a exbarones de Íñigo Errejón para resolver ese problema. Algunas fuentes hablan de que ya ejercen de «jefes» locales para captar talento y afiliados. Otros señalan el papel de Rodrigo Amírola, uno de los spin doctor de Díaz, en la operación.

El principal señalado como «traidor» a la causa ‘morada’ es Lander Martínez, el barón errejonista del País Vasco. Martínez es quien, según fuentes de Podemos, está más involucrado en ayudar a Yolanda Díaz, que este fin de semana desembarca en Bilbao. Es su tercera presentación de Sumar -o «escucha» con los ciudadanos- después del acto en Madrid (presentación y encuentro en Lavapiés) y el de Galicia. Para la cúpula ‘morada’, Lander Martínez es uno de los principales conversos que está ayudando a la gallega en su operación de sorpasso y canibalización de Podemos.

Los rumores en Podemos apuntan a que Martínez también estuvo en Galicia con la ministra. Su presencia hace sospechar que también estuvo detrás de las cámaras, ya asentado en los «equipos» que Díaz está construyendo para afianzar su proyecto. Martínez, cabe recordarlo, cerró su etapa en Podemos después de perder unas polémicas primarias que le quitaron el control de la formación antes de las últimas elecciones autonómicas. Martínez, como otros exbarones de Podemos, se alejaron del partido y acusaron a la cúpula ‘morada’ de pucherazo y trampas en dichas votaciones.

Andalucía, Aragón y Asturias

Como Martínez, en el cuartel general de Podemos se están apuntando más nombres. En el listado de los conversos al yolandismo aparecen otros cargos relevantes afines a las tesis errejonistas y también expablistas: Dani Ripa, Edu Santos, Auxi Honorato y Nacho Escartín, entre otros. Se trata de altos cargos y exjefes del partido en regiones como Andalucía, Aragón y Asturias, entre otras.

A ellos se suman otros cuadros siempre muy cercanos a Errejón, como Luis Jiménez y Pedro de Palacio que, como fue desvelado por este diario, ya aparecen en el organigrama del nuevo partido de Díaz, a la vez que Ada Colau ha enviado a sus afines para ayudar en la financiación (y en la promoción por Internet). El pacto contempla que la alcaldesa de Barcelona lidere las listas electorales de Sumar en la ciudad condal en las generales de 2023.

Esto significa, en definitiva, que Yolanda Díaz se entrega a dirigentes ya salientes de Podemos para su apuesta renovadora, algo que en Podemos califican de renuncia a la construcción de un proyecto realmente rupturista. Corría el año 2014, cuando Díaz afirmaba que para luchar contra la corrupción hacía falta una «regeneración democrática». Ahora, la ministra de Trabajo no esgrime ese mismo discurso renovador, sino que se encomienda a los dirigentes de Podemos expulsados o alejados tras las últimas purgas pablistas.

De momento, todos sus fichajes son asesores o dirigentes que trabajaron en Podemos desde la fundación, muchos de ellos «fontaneros» con ya casi diez años de servicio en la política activa. Las fuentes consultadas creen que Rodrigo Amírola, actual número tres en el gabinete de Díaz, «tiene que ver» en esa recuperación de cuadros y dirigentes, que para algunos representa una verdadera operación de reciclaje político.

Podemos no se rinde

La afinidad de Díaz con Izquierda Unida es otro lado de esa misma moneda. El coordinador federal Alberto Garzón ha prometido lealtad a la ministra de Trabajo. Y ella también ha incluido entre sus filas a Enrique Santiago, el líder del PCE, que también se ha entregado a su liderazgo. Fuentes de IU asumen que todos esos fichajes tiene un claro sabor a «venganza» de todos los «humillados» por Iglesias en esos años.

El problema para Yolanda Díaz es que Podemos (o lo que queda de él) no tiene ninguna intención de rendirse. Los ‘morados’, capitaneados por Ione Belarra e Irene Montero, pero con Iglesias también muy presente, conocen a la perfección a sus excompañeros. Y su planteamiento consiste en estudiar sus movimientos intentando cortar los canales de conexión con otros cargos o excargos del partido. A la vez, Podemos aspira a mantener presencia territorial en las próximas elecciones autonómicas y municipales, para garantizar fondos y cargos al partido.

Díaz, en cambio, ya ha anunciado que no intervendrá en ese proceso electoral. En Andalucía, la actual vicepresidenta rechazó el candidato de los ‘morados’ y promovió un encaje (con una candidata de IU) que finalmente no agradó a nadie. Lo ocurrido en Andalucía sirve ahora a Podemos para explicar su decepción con ella. Aunque otras voces sostienen que Díaz hizo de todo para contentar a sus socios, entregándoles los puestos de salida en las principales provincias andaluzas.

«El resultado es que Podemos tiene tres de los cincos diputados autonómicos elegidos, y todo ello sin tener ninguna presencia en el territorio». Todavía queda lejos la posibilidad de un reencuentro en ese espacio. Y los morados advierten de que cuanto más exbarones de Errejón estén en la operación de Díaz, cuando menos será fácil llegar a un armisticio.

También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D