The Objective
Publicidad
España

El PSOE no facilitará una investidura de Moreno Bonilla y pone al PP en manos de Vox o Cs

En caso de no alcanzar la ansiada mayoría absoluta, el presidente de la Junta tendrá que alcanzar pactos

El PSOE no facilitará una investidura de Moreno Bonilla y pone al PP en manos de Vox o Cs

El candidato del PSOE, Juan Espadas. | Eduardo Briones (Europa Press)

El candidato del PSOE a la Junta de Andalucía, Juan Espadas, ha cerrado la puerta a un pacto con el Partido Popular para facilitar la investidura de Juan Manuel Moreno Bonilla y así evitar la entrada de Vox en el Gobierno regional. Esta situación obligaría a los populares a buscar nuevas alianzas, en especial entre los de Macarena Olona o Ciudadanos.

Sin la abstención que había pedido el presidente popular, Alberto Núñez Feijóo, al actual líder andaluz tendría que alcanzar pactos para renovar su mandato, algo que los socialistas no entregarán tras recordar como la formación entró a gobernar con su peor resultado en 2018, evitando que la presidenta fuera Susana Díaz, ganadora en la noche electoral.

En vez de abstenerse para facilitar una investidura de Díaz, el PP prefirió pactar con la «ultraderecha» de Vox para permitir que Juanma Moreno alcanzara la Presidencia del Gobierno andaluz, según ha recordado Juan Espadas en sendas entrevistas en RNE y la Cadena SER recogidas por Europa Press.

Espadas acusa al PP de montar «un teatrillo»

El candidato del PSOE-A ha venido así a responder al presidente del PP, quien este pasado miércoles comentó que «si al PSOE le molesta tanto Vox, que lo acredite», y al ser preguntado qué hará el PP si necesita los escaños de Vox, después de que este partido haya dejado claro que exigirá entrar en el Gobierno andaluz en ese supuesto, el líder ‘popular’ señaló a los socialistas. «Entiendo yo que el PSOE nos dará una solución. Si el que gana es el PP, y el PSOE tiene posibilidad de apoyar la investidura, ya no hay ningún comentario al respecto», remachó Feijóo.

Espadas ha enmarcado este jueves estas declaraciones en un «teatrillo» del PP, y ha apostillado que Feijóo «lleva tantos días metiendo la pata cuando se refiere a Andalucía que no se lo vamos a tener en cuenta».

En todo caso, el candidato socialista ha incidido en que el PP «no puede» reclamar «nada» al PSOE en Andalucía porque «no le dejó gobernar» en 2018 pese a que había ganado las elecciones, y por ello ha aseverado que «el PP no es creíble», y «en política la coherencia es fundamental».

Sobre la posibilidad de alcanzar un pacto entre PP y PSOE para dejar gobernar a la lista más votada en cada comunidad autónoma tras las próximas elecciones, Espadas ha apuntado que «a tan pocos días de unas elecciones hay que dejar votar a la gente» y no hablar ya de «pactos» postelectorales, y «el PP no puede hacer componendas cuando le viene bien».

Ha agregado que en Andalucía, en 2018, el PP «se saltó la decisión de los andaluces sobre el partido mayoritario, y en Castilla y León tardó cinco minutos» tras las pasadas elecciones de febrero «en entenderse con Vox» para gobernar en coalición, porque «al final las derechas se entienden porque buscan el poder por encima de cualquier cosa». «¿Tiene credibilidad entonces para exigir algo al PSOE?», ha cuestionado el representante socialista.

Concentrar el voto de izquierdas en el PSOE y no en Por Andalucía

Por otro lado, Espadas ha vuelto a reivindicar para el PSOE-A una «concentración» de los votos «de izquierda y de centro progresista que no quieran ver amenazados servicios públicos y derechos conquistados en estos años», en tanto que el PSOE es «el único partido que puede parar» un hipotético gobierno de PP y Vox, según ha insistido en defender, y al respecto ha augurado que «muchos de los votantes que tradicionalmente» no eligieron la papeleta socialista, en estas elecciones sí lo van a hacer porque entienden que es «un momento decisivo para frenar a la derecha y la extrema derecha».

Espadas, no obstante, ha defendido que es «lógico» que la vicepresidenta segunda del Gobierno, Yolanda Díaz, haya pedido el voto de los andaluces para la fuerza política a la que ella «apoya», la coalición ‘Por Andalucía‘, pero ha reiterado que, en su opinión, los votos «progresistas más útiles serán los que vayan al PSOE», que, no obstante, comparte «principios, valores y objetivos comunes» con dicha confluencia, por lo que augura que podrán llegar «a acuerdos» tras los comicios.

El líder del PSOE-A ha valorado que los socialistas andaluces se están «dejando la piel» en esta campaña y el partido está «más unido que nunca», además de que los socialistas se están «rebelando contra los que nos quiere dar por hecho» una victoria del PP-A en las urnas, frente a la que augura que la participación en los comicios «va a crecer y será determinante» para la elección del próximo Gobierno andaluz.

En esa línea, el candidato socialista se ha declarado «convencido de que esta vez los ciudadanos se han parado y analizado que el domingo hay que ir a votar, y después se puede hacer cualquier otra cosa, que el voto es una obligación cívica» y «es necesario implicarse, comprometerse», y que el nivel de participación crecerá «independientemente de las previsiones meteorológicas y de los planes de cada uno» para esa jornada festiva.

Por otro lado, Espadas se ha mostrado «enormemente satisfecho» y «orgulloso» de sus compañeros por el «nivel de implicación» que están teniendo en esta campaña, y ha dicho que cuenta «absolutamente» con el respaldo de todo el PSOE y es algo que ha podido «comprobar».

Y sobre la implicación, concretamente, del secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, en su campaña, Espadas ha dicho que le «agradece» mucho que «reserve» hueco en su agenda de presidente del Gobierno para haber estado viniendo consecutivamente fines de semana a Andalucía desde el pasado mes de mayo para respaldarle personalmente en sus actos públicos.

Orgulloso de los expresidentes de la Junta

De igual modo, y tal como hiciera este pasado miércoles en un acto público en Vélez-Málaga junto al expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero, el candidato socialista se ha declarado «orgulloso de cada uno de los presidentes» que ha tenido el PSOE-A al frente de la Junta, incluidos Manuel Chaves y José Antonio Griñán, condenados en la pieza ‘política’ del caso de los expedientes de regulación de empleo (ERE) fraudulentos de la administración autonómica.

Al respecto, ha criticado que «la derecha ha hecho de los 37 años» de gobiernos socialistas en Andalucía «una especie de sombra en la que quieren ligar permanentemente la imagen del PSOE a determinados casos que están en los tribunales y que se delimitarán con las responsabilidades que hubiera lugar y en situaciones que abochornan a los socialistas», en las que «hubiéramos podido mezclar nuestras siglas en un momento determinado con personas concretas que hayan podido faltar a la dignidad de Andalucía», ha apostillado.

Frente a ello, Espadas ha querido dejar claro que está «orgulloso de los presidentes Chaves y Griñán porque son personas honestas y no se han llevado un duro» de dinero público «en ningún caso», y ha clamado que «ya está bien de seguir utilizando por parte de las derechas esta cuestión y, en general, situaciones ligadas a casos judiciales para seguir dando una imagen del PSOE que no se corresponde con 37 años de logros en esta tierra».

Finalmente, a la pregunta de si seguirá como secretario general del PSOE-A «pase lo que pase» el 19 de junio, Espadas ha respondido que «no lo dude», porque su «proyecto político no ha hecho más que empezar», y lo va a «defender» pasadas las elecciones, además de que confía en poder «preparar el próximo Gobierno andaluz» a partir del lunes y también «las elecciones municipales, que están al caer», según ha zanjado.

Envía el primer comentario
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D