The Objective
Publicidad
Consumo

El Santander lanzará en España su plataforma global de pagos aplazados en septiembre

La entidad espera que el 20% de sus servicios sean utilizados por no clientes en los próximos años, lo que ayudará a un crecimiento de los ingresos

El Santander lanzará en España su plataforma global de pagos aplazados en septiembre

Imagen de recurso de Zinia | Europa Press

El Santander tiene previsto lanzar en septiembre su plataforma global de pagos aplazados, una funcionalidad que ya está disponible en Alemania. Será entonces cuando los clientes y no clientes de la entidad en nuestro país podrán fraccionar sus compras en los comercios adheridos sin intereses a través de esta herramienta, que opera bajo la marca de Zinia.

Esta compañía es uno de los proyectos más ambiciosos que tiene el Santander para los próximos años y forma parte del plan de fomentar la financiación al consumo a través de los canales a distancia. El Santander, para ello, fusionó Consumer con Openbank y tras esta operación inició un proceso para constituir plataformas globales con las que aprovechar las sinergias de costes e ingresos.

Esta iniciativa se produce en un momento en que el crédito al consumo, tal y como ha publicado THE OBJECTIVE, sigue estando lejos de la época de la pandemia, pero que en los próximos años se espera que despunte. Sin embargo, tiene lugar en pleno auge de los pagos móviles y del impulso de los pagos aplazados en toda Europa (BNPL, por sus siglas en inglés).

Distintas firmas llevan tiempo ofreciendo el fraccionamiento en las adquisiciones en comercios, como Aplázame de Wizink, y otras, como Afterpay, están desembarcando en los últimos meses por el tirón de este servicio. En otoño, el conjunto de los bancos españoles pusieron en marcha PlazoX, por lo que el Santander ya ofrece esta facilidad, pero solo a sus clientes.

Servicios a terceros

Con Zinia permitirá a usuarios de otros bancos hacer el fraccionamiento en sus pagos, siempre y cuando los comercios hayan llegado a un acuerdo para ello, ampliando así las posibilidades de captación de ingresos por comisiones.

La presidenta del grupo, Ana Botín, señaló este miércoles en la presentación de resultados, que «el Santander será uno de los ganadores de la era digital». Explicó, en este sentido, que la intención es lanzar plataformas globales como Zinia en otros segmentos y hacer uso de la banca abierta (open banking). Indicó, así, que la el objetivo es ofrecer servicios a terceros y que éstos supongan el 20% del total.

Otra de las plataformas internacionales que está constituyendo el Santander es PagoNext, un sistema de pagos de particulares y empresas disponible en diferentes países de América y que está extendiendo por Europa en la actualidad. PagoNext cuenta ya con 26 millones de clientes. Si bien, aporta unas pérdidas de 253 millones. El banco no prevé que hasta 2023 entre en beneficios.

Todas estas innovaciones y otras tantas tienen un coste para el Santander. La inversión en tecnología del grupo asciende a los 2.100 millones de euros anuales, cuyos retornos están empezando a germinar. El 54% de las ventas del banco son ya digitales y el 76% de las transacciones se realizan por canales remotos. Los costes por servicio, por su parte, son más reducidos al ser cada vez más globales.

Tiene ya 2 millones de clientes en Alemania

Zinia ya cuenta con más de dos millones de clientes en Alemania, donde lleva operando algunos meses. Su implantación, al igual que en España, llegará este 2022 a Países Bajos, Reino Unido y Polonia. Después se ejecutará en otros mercados clave para el banco.

El pago aplazado en un fenómeno que se está extendiendo como la pólvora. Se estima que el volumen de transacciones con este sistema alcanzaron los 700.000 millones de dólares en el mundo en 2021. Y aunque Europa y España en particular van por detrás que otras regiones, distintos estudios indican que casi la mitad de las compras de los españoles ya se hacen de manera fraccionada.

Tal es el crecimiento de este servicio, que la firma especialista Algoan ha llegado a sostener que ya es más relevante que la financiación al consumo tradicional. La irrupción de la pandemia, las cada vez mayores soluciones y la rebaja en los ticket medios están permitiendo el avance imparable de esta funcionalidad.

Los expertos auguran, asimismo, que habrá un crecimiento exponencial de este método de pago gracias a factores como el empuje del comercio electrónico y mayor uso de los pagos digitales como consecuencia de la pandemia. De momento, son los jóvenes los que mayor uso de esta funcionalidad están haciendo del fraccionamiento, pero está empezando a calar ya en edades medias. Las generaciones de entre 18 y 34 años, es más, consideran el aplazamiento como un punto importante a la hora de adquirir un bien.

Envía el primer comentario
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D