The Objective
Publicidad
Deportes

La «ratonera» de la final de la Champions: robos, agresiones y «racismo contra los europeos»

Multitud de aficionados denuncian la situación de inseguridad que se vivió en las inmediaciones del Stade de France: «Ha sido un esperpento en todos los sentidos»

La «ratonera» de la final de la Champions: robos, agresiones y «racismo contra los europeos»

Aficionados tratando de acceder al Stade de France para asistir al Liverpool-Real Madrid. | AFP

Lo que tendría que haber sido una noche histórica del fútbol europeo acabó siendo, para muchos, una pesadilla. El Stade de France, donde se disputó el sábado la final de la Champions entre el Liverpool y el Real Madrid, se convirtió en «una ratonera» para multitud de aficionados cuyos testimonios en redes sociales coinciden en señalar la inseguridad que sintieron en los aledaños del estadio, donde fueron detenidas más de 100 personas por los altercados registrados.

Robos y agresiones se sucedieron en las inmediaciones del Stade de France, de acuerdo con el relato de diversas personas que viajaron hasta París para asistir a la final. «Ha sido un auténtico esperpento en todos los sentidos», explica Luis Moscardó en Twitter, donde ha dedicado un largo hilo para criticar «la ubicación del estadio, la falta de seguridad y la organización de la UEFA»: «Lo han convertido en una auténtica ratonera donde nosotros éramos los ratones».

Altercados a las afueras del Stade de France / AFP

«Los autobuses, por indicación de la UEFA te dejaban a unos 3 kilómetros del estadio y tienes que atravesar unas calles que muchas de ellas convierten en embudo para los propios carteristas del barrio sin rastro de policías», apunta Moscardó: «Una vez terminado el previo a la hora de entrar en el recinto del estadio, auténticas organizaciones criminales van haciendo zetas a través de los grupos de gente robando móviles carteras y entradas bajo, esta vez, la mirada de la policía que no actúan en ningún sentido».

De acuerdo con el testimonio de este aficionado, hechos similares se repitieron tras la celebración del partido: «Los mismos delincuentes estaban a la salida del estadio en grupos de 30-40 personas abalanzándose contra familias madridistas para robarles y más cosas… He visto a niñas llorando porque les habían tocado estos tipos y se vivía un auténtico estado de pánico porque allá donde fueras te seguían. La policía, nada. La UEFA, nada».

Los vándalos estuvieron «pegando tirones a gente con entrada, robando móviles, haciendo fotos a los móviles para pillar los códigos QR», comenta otro aficionado, que critica que la presencial policial era «insuficiente» y los agentes franceses se encontraban «desbordados».

«Turbas» robando entradas

No son testimonios aislados. El relato de otros aficionados que asistieron al partido confirma la sensación de inseguridad vivida en las inmediaciones del Stade de France, como el del empresario Martin Varsavsky, afincado en España, quien también lamentó el comportamiento de las «turbas»: «Hay muchedumbres robando a los espectadores. Les roban las entradas, los teléfonos, las carteras. Esta zona de París es un verdadero peligro. […] A nosotros nos robaron dos de las 4 entradas pero teníamos las fotos y en la Taquilla X nos las devolvieron».

«Soy inmigrante en España y siempre apoyé la inmigración pero lo que vivimos anoche en París fue un horror para nuestra familia y todos los aficionados. Cientos de parisinos africanos atacando a los fans riéndose de nosotros y vernos en pánico. Era racismo, contra los europeos«, Martin Varsavsky.

Otro de los relatos en este mismo sentido es el de Spursito, uno de los streamers más famoso de España, que califica de «locura» lo ocurrido en los aledaños del estadio: «Una pena todo lo que pasó ayer en el estadio, daba auténtico miedo pero nosotros nos lo pasamos como niños».

También los aficionados británicos han relatado hechos parecidos, tratando de restar responsabilidad a los seguidores del Liverpool del retraso inicial del partido. Según uno de esos testimonios, un joven aficionado de 14 años fue «golpeado por personas que intentaban robarle el boleto».

Aficionados del Liverpool, aglomerados para acceder al Stade de France. / AFP

Como consecuencia de estos altercados, 105 personas fueron detenidas, pero muchas otras consiguieron acceder al Stade de France gracias a las entradas robadas. Ese sería el caso de un hombre que, de acuerdo con la traducción de un usuario de Twitter, habría reconocido en un vídeo que accedió al estadio sin pagar: «Aquí, París. Vengo sin papeles ni nada, pero entramos al partido. Otros pagaron 5.000, 6.000 euros, para mí es gratis. Pronto vamos a darle a Francia por el culo. Viva Argelia y Marruecos!».

105 detenidos por actos vandálicos

A pesar de la pasividad policial que denuncian multitud de aficionados, un total de 105 personas fueron arrestadas el sábado por la noche en París por incidentes relacionados con la final de la Liga de Campeones en la zona del Stade de France, según datos del Ministerio del Interior francés.

Numerosos aficionados intentaron escalar las verjas del complejo para entrar por la fuerza y ver el partido. Las fuerzas del orden tuvieron que usar gases lacrimógenos para hacerlos retroceder. Algunos espectadores que tenían entradas solo pudieron entrar al estadio al final del primer tiempo, debido a estos incidentes, según recoge AFP.

También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D